Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on whatsapp

El extraño caso del guefilte fish asesino



El extraño caso del guefilte fish asesino

Todos conocen el famoso "". Pero poco saben que se han reportado casos de afecciones potencialmente graves por su consumo...


En efecto, la literatura médica reporta la ocurrencia de casos de dos enfermedad, difilobotriasis y , asociadas al consumo de guefilte fish. 

La parasitosis intestinal conocida como difilobotriasis también llamada “botriocefalosis” o “tenia de los peces” puede producirse por el hábito de probar el guefilte fish en el momento de la preparación. 

El agente causal es un cestodo (una tenia), diphyllobothrium latum. La difilobotriasis suele ser asintomática. 

Pero cuando produce síntomas, son principalmente digestivos: estreñimiento, sensación de hambre, hinchazón y dolor abdominal. 

También se ha informado dolor en el pecho tipo precordialgia (que puede hacer temer que se trate de algo cardiológico), cefaleas, malestar general, astenia y diversos síntomas psiquiátricos, como hipocondría, paranoia o histeria. 

Pero el signo más característico de la difilobotriasis es la “anemia macrocítica de tipo Biermer”. Esta último se debe a la deficiencia de vitamina B12, que es absorbida por el parásito.

Pero lo más grave es la posibilidad de botulismo.

Se ha publicado un informe de botulismo en tres pacientes, uno de los cuales falleció. Los tres comieron el guefilte fish durante la misma comida. 

La la persona que lo había preparado lo cocinó siete semanas antes y lo guardó en un frasco sellado en un refrigerador antes de ofrecérselo a los invitados. 

¡Así que cuidado con la conservación de los alimentos y con probar el pescado mientras está crudo.

Y, para que nadie se sienta ofendido, vale la pena recordar que en Argentina dos personas tuvieron que ser internadas por botulismo luego de consumir hummus “orgánico” preparado sin supervisión ni autorización oficial.

Referencias:

Gefilte fish and diphyllobothriasis, Loeb LJ., JAMA. 1982 Mar 19;247(11):1566.

Type E botulism from home-canned gefilte fish. Report of three cases. Armstrong RW, Stenn F, Dowell VR Jr, Ammerman G, Sommers HM., JAMA. 1969 Oct 13;210(2):303-5.