Sefirat Haomer y Lag Baomer

Sefirat Haomer y Lag Baomer

El periodo entre Pesaj y también un profundo significado espiritual. Te contamos cuál es...

Sefirat Haomer (la cuenta del Omer)

El período de cuarenta y nueve días que comienza a partir de la segunda noche de Pesaj (la Pascua judía) y continúa hasta Shavuot se llama sefirat haomer, “la cuenta del Omer”.

La tradición es decir una bendición cada uno de esos días, durante las oraciones vespertinas. 
 
La Halajá (ley judía) dice que si olvidamos decir la bendición una tarde, podemos contar, sin decir la bendición, el día siguiente mientras haya luz solar. Y luego reanudar la cuenta en forma regular con la bendición de esa noche. 

Si acaso nos olvidamos de contar el Omer por uno o más días completos, el conteo subsiguiente se realiza sin ninguna bendición por el resto del periodo del Omer de ese año.
 
Durante la Edad Media, este período de la cuenta del Omer se asoció con el duelo, a partir de una historia del Talmud que relata la muerte de miles de estudiantes de un famoso rabino durante esta época del año, a causa de una plaga.

Como resultado de esta asociación con un periodo de duelo, tradicionalmente no se realizan bodas durante este período, y los hombres observantes no se cortan el cabello.

Lag Baomer

En el día 33 de la cuenta del Omer, se celebra una festividad llamada Lag Baomer, que marca una “pausa” en el duelo de cuarenta y nueve días: se pueden realizar bodas, y los hombres cortarse el pelo. 
 
Este es según la tradición el día en que falleció un famoso sabio de la era talmúdica llamado Shimon Bar Iojai, muy respetado y venerado sobre todo por sus enseñanzas místicas.
 

Es por esto que Lag Baomer tiene un lugar central en las corrientes jasídicas, por el importante lugar que tiene el misticismo en sus prácticas y creencias.

Según el Zohar, fue en este mismo día que el sabio rabino reveló a sus discípulos secretos de la Torá de una profundidad e intensidad inigualables. A continuación, el lugar se llenó de fuego y de una luz tan fuerte que los discípulos no podían acercarse o mirar a rabi Shimon.
 
Este es el origen de la costumbre de encender fogatas en Lag Baomer, acompañadas de música y baile. En Israel, miles de personas acuden en esta fecha a la tumba de Shimon bar Iojai en la localidad de Merón, al norte del país.
 

En Estados Unidos, desde hace unos años se realizan también desfiles callejeros al estilo de las típicas “parades” de Nueva York, que fueron iniciados por otro rabino jasídico, el rebe de Lubavitch.

Estos desfiles son sobre todo de niños, y se realizan en celebración de la unidad del Pueblo de Israel, que es uno de los temas principales de esta festividad.

 

En algunas comunidades, se acostumbra comer algarrobas en Lag Baomer, en conmemoración de un milagro que le salvó la vida a Rabí Shimon. 

Durante trece años, Rabí Shimon y su hijo fueron perseguidos por el Imperio romano que ocupaba la Tierra de Israel, y tuvieron que vivir ocultos en una cueva en el norte de Israel. 

Milagrosamente, junto a la entrada de la cueva creció un algarrobo, que les proveyó de alimento durante todo ese periodo.

Los romanos habían también prohibido el estudio de los textos judíos, pero eso no impidió que maestros y estudiantes se refugiaran en los bosques para seguir estudiando. Como medida preventiva, llevaban consigo arcos y flechas para simular que estaban en el bosque cazando, por si se encontraban con una patrulla romana.

En esta historia se basa la costumbre de que los niños se diviertan en Lag Baomer con arcos y flechas de juguete.

Anterior: ¿Que textos se leen en Shavuot?

Siguiente: La comida de Shavuot

Libro gratis: Guía de Shavuot (Pentecostés)