Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on whatsapp

¿Qué se inventó primero: el pan o la cerveza?



pan y cerveza

Algo es seguro: ambos son muy antiguos, y fueron inventados en el Medio Oriente por los natufienses...


En julio de 2018, se descubrió en el noreste de Jordania los restos carbonizados de pan horneados por la cultura natufiense hace unos 11.600 a 14.600 años. 

Ahora, se anunció el descubrimiento en Israel de una fábrica de cerveza -también natufiense- de entre entre 11,700 y 13,700 años, la más antigua del mundo y posiblemente anterior al pan.

Los antiguos Natufians domaron siete especies de granos silvestres para ale antigua, según un nuevo estudio de la Universidad de Stanford.

El descubrimiento de tres morteros de piedra en la cueva Rakefet -usada como “cementerio” por los natufienses- cerca de Haifa, Israel, ofrece la evidencia física más antigua conocida de elaboración de cerveza.

Los natufienses eran un pueblo semi nómade que vivió en Medio Oriente entre el Paleolítico y el Neolítico, en un período de transición en el que la gente se volvió más sedentaria y su dieta comenzó a cambiar.

Independientemente de lo que viniera primero, tanto la producción de cerveza como la de pan preceden a los cultivos de cereales “domesticados”, que llegó unos 4.000 años más tarde. Se trata también de la evidencia más antigua de alcohol hecho por el hombre en el mundo.

A través de análisis de laboratorio, otras evidencias arqueológicas encontradas en la cueva y el desgaste de las piedras, el equipo investigador descubrió que los antiguos natufienses  usaban especies de siete familias de plantas, incluyendo trigo o cebada, avena, legumbres y fibras como el lino.

Durante mucho tiempo se ha especulado que el ansia de cerveza puede haber sido el estímulo que llevó a la “domesticación” de los cereales, lo que a su vez condujo a un importante cambio socio-tecnológico en la historia de la humanidad.

Esta hipótesis ha sido muy discutida, pero quizás encuentre apoyo antes estas primeras evidencias arqueológicas de elaboración de cerveza a base de cereales por parte de personas semi-sedentarias en busca de alimento.

La fabricación de cerveza, postulan además los arqueólogos, fue parte integral de rituales y de banquetes, un mecanismo de regulación social en las sociedades jerárquicas.  Este descubrimiento indica que se producía alcohol para fines rituales y necesidades espirituales, al menos hasta cierto punto, antes de la agricultura.

La cueva Rakefet  también proporciona la primer evidencia del uso de flores en enterramientos, en este caso encontradas debajo de los esqueletos humanos.  

Cómo preparar una cerveza prehistórica

Los investigadores plantean la hipótesis de que los natufienses utilizaban un proceso de tres etapas para hacer cerveza:

– producción de malta a partir del almidón de trigo o cebada mediante germinación de granos
– calentamiento de la malta triturada 
– y, finalmente, fermentación con levadura silvestre.

Para probar su hipótesis, los científicos recrearon la antigua infusión en el laboratorio, y el resultado no fue precisamente el que esperaría don Heineken: una especia de puré delgado, en lugar del espumoso líquido al que estamos acostumbrados.

 

Referencias:

Li Liu, Jiajing Wang, Danny Rosenberg Hao Zhao, György Lengyel, Dani Nadel, Fermented beverage and food storage in 13,000 y-old stone mortars at Raqefet Cave, Israel: Investigating Natufian ritual feasting,  Journal of Archaeological Science: Reports, Volume 21, October 2018
https://doi.org/10.1016/j.jasrep.2018.08.008