Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on whatsapp

Chistes judíos: El pretendiente



Chistes judíos: El pretendiente

¡Cuidado con lo que deseas...!


– Joven, yo quiero casar a mi hija
-dijo el padre al pretendiente-,

pero el que se la lleve va a necesitar mucho dinero.- Señor

–respondió el candidato-,

usted está hablando con la persona justa. Nadie necesita tanto dinero como yo.