Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on whatsapp

El increíble robot volador que cosecha la fruta de los árboles



El increíble robot volador que cosecha la fruta de los árboles

El 10 por ciento de la fruta en todo el mundo se pudre en los árboles. Este robot volador israelí combina aeronáutica, robótica e inteligencia artificial para solucionarlo...


El 10 por ciento de la fruta en todo el mundo se pudre en los árboles. Este robot volador israelí combina aeronáutica, robótica e inteligencia artificial para solucionarlo…

Se estima que alrededor de 10 por ciento de la cosecha de frutas del mundo se pudre en los árboles y se desperdicia porque no hay suficientes trabajadores para recogerlas.

La posible solución a este problema: un sistema robótico de recolección de frutas desarrollado por la empresa israelí Tevel Aerobotics Technologies, una startup fundada por ex empleados de las industrias aeroespacial y electrónica de Israel. 

Tevel ha desarrollado una plataforma de conducción autónoma con varios robots unidos que vuelan y arrancan frutas de los árboles.

El análisis instantáneo de video de los árboles, basado en inteligencia artificial, permite a los robots recoger solo la fruta que está madura.

Mientras los robots trabajan, el sistema mantiene constantemente actualizados a los agricultores a través de una app de celular sobre la cantidad recolectada y el tiempo que llevará terminar el trabajo.

Los robots tienen otras ventajas: son más precisos y trabajan más horas que las personas. También pueden realizar otras tareas, como el aclareo y la poda de árboles, lo que reduce el costo de producción de frutas en aproximadamente un 30 por ciento.

Pero la principal ventaja es simplemente que está disponible cuando no hay personas que puedan realizar esos trabajos.

La tecnología se encuentra todavía en fase de prueba, pero la empresa espera poder lanzarla pronto al mercado.

Cada unidad terrestre contiene seis robots voladores en forma de disco, con brazos que sobresalen para recoger fruta con cuidado.

Por ahora, un equipo de dos técnicos de la empresa acompaña a cada flota desplegada en las granjas, pero en el futuro, Tevel espera alquilar las unidades para que los agricultores las operen ellos mismos.